Seguidores

SI YO CAMBIO, TODO CAMBIA !!!

martes, 30 de abril de 2013

CÓMO HACER UN HORNO ECOLÓGICO

Un poco de ideas prácticas...porque no?

Abrazo de Luz !!! Tom 
****************************


CÓMO HACER UN HORNO ECOLÓGICO:
http://labioguia.com/construccion-de-horno-chileno-en-barro

Características generales

Ahorra tiempo: Porque el horno ecológico no se enfría, el fuego esta permanentemente mientras se cocina.

Ahorra energía: Una vez que se calentó es fácil mantener la temperatura necesaria para cocinar con un pequeño fuego, en cambio el horno de barro tradicional necesita mucha leña para calentarlo cada vez que se enfría.

Combustible variadísimo: Como el fuego no está dentro del horno se puede utilizar otras cosas además de leña como combustible. Se puede usar papeles, cartones, pasto seco, cáscaras algunas frutas, arroz cocido seco, cáscara de papa seca, cajones de verdura, tarimas, hojas secas.


viernes, 26 de abril de 2013

EL CEREBRO DEL CORAZÓN - Publicado por SAIKUMA en Facebook


Recientes investigaciones científicas sugieren de hecho que la 

conciencia emerge del cerebro y del cuerpo actuando juntos. Una creciente evidencia sugiere que el corazón juega un papel particularmente significante en este proceso.

Aparte de la extensa red de comunicación nerviosa que conecta al corazón con el cerebro y con el resto de cuerpo, el corazón transmite información al cerebro y al cuerpo, generando el más poderoso y más extenso campo eléctrico del cuerpo.

Se ha demostrado que el ritmo del cerebro se sincroniza con la actividad rítmica del corazón, y que durante la manifestación de sentimientos como el amor o el aprecio, la presión de la sangre y el ritmo respiratorio, se embarcan juntos con el ritmo cardíaco.

Los latidos del corazón cambian significantemente mientras experimentamos diferentes emociones. Sentimientos negativos, como la ira o la frustración, están asociados con un desordenado patrón en el ritmo cardíaco. En contraste, sentimientos como el amor o el aprecio, están asociados con un suave, ordenado y coherente patrón en la actividad del ritmo cardíaco.

Existe evidencia de que un sutil pero influyente sistema electromagnético de comunicación “energético” opera justo debajo de nuestra conciencia.

Hay estudios que midieron el intercambio de energía cardíaca entre individuos separados hasta por metro y medio de distancia. También las ondas cerebrales de una persona pueden, de hecho, sincronizarse con el corazón de otra.

Es más, cuando un individuo está generando un ritmo cardíaco coherente, es más probable que ocurra la sincronización entre las ondas cerebrales de esa persona y los latidos del corazón de otra.

El resultado de estos experimentos ha llevado a deducir que el sistema nervioso actúa como una “antena”, la cual está orientada y responde hacia los campos electromagnéticos producidos por los corazones de otros individuos.

Incluso existe evidencia intrigante de que las interacciones del corazón pueden ocurrir entre personas y animales. La comunicación energética a través del corazón facilita el desarrollo de una expansión de nuestra conciencia en relación con nuestro mundo social.

Un conjunto reciente de trabajos de vanguardia, muestran que el campo de interacción socioemocional entre una madre y su hijo es esencial para el desarrollo cerebral, el surgimiento de la conciencia y la formación de una autoestima saludable.

Esto ocurre cuando estas interacciones están cargadas, y esto es importante, con emociones positivas (amor, alegría, felicidad, excitación, aprecio, etc.) y están dentro de los patrones de intercambios recíprocos entre estos dos individuos como algo altamente sincronizado.

Estos patrones se imprimen en la mente del niño y tendrán una influencia en su función psicosocial a lo largo de su vida.

Respirando con Actitud, es una herramienta que te ayuda a sincronizar tu corazón, mente y cuerpo para darte una coherencia psicofisiológica más poderosa.

Con esta respiración te enfocas en tu corazón y en el plexo solar mientras respiras con una actitud positiva. El corazón automáticamente armonizará la energía entre el corazón, mente y cuerpo, incrementando la conciencia y la claridad.

La Técnica de Respirar con Actitud

1. Enfócate en tu corazón mientras inhalas. Mientras exhalas enfócate en el plexo solar. El plexo solar se encuentra a 10 cm. debajo del corazón, justo debajo del esternón donde los lados derecho e izquierdo de la caja torácica se juntan.

2. Practica inhalar a través del corazón y exhalar a través de la caja torácica durante 30 segundos o más para ayudar a anclar tu atención y tu energía ahí. Después escoge alguna actitud o pensamiento positivo para inhalar o exhalar durante esos 30 segundos o más. Por ejemplo, puedes inhalar una actitud de aprecio y exhalar una de atención.

3. Selecciona actitudes que te ayuden a compensar las emociones negativas y de desequilibrio de las situaciones por las que estas atravesando. Respira profundamente con la intención de dirigirte hacia el sentimiento de esa actitud. Por ejemplo, puedes inhalar una actitud de balance y exhalar una actitud de misericordia, o puedes inhalar una actitud de amor y exhalar una actitud de compasión.

Practica diferentes combinaciones de actitudes que quieras desarrollar. Puedes decir en voz alta Respiro Sinceridad, Respiro Coraje, Respiro Tranquilidad, Respiro Gratitud o cualquier actitud o sentimiento que quieres o necesites.

Incluso si no sientes el cambio de actitud al principio, haciendo un esfuerzo genuino para cambiar, al menos te ayudará a alcanzar un estado neutral. En el cual, tendrás más objetividad y ahorrarás energía.

Los efectos de la coherencia psicofisiológica incluyen un incremento en la sincronización entre las brechas en dos sistemas nerviosos autónomos, un incremento en la sincronización entre el corazón y cerebro, un incremento en la resonancia vascular, y un entendimiento entre diversos sistemas oscilatorios fisiológicos.

https://www.facebook.com/pages/SAIKUMA/300905469929522?ref=hl

lunes, 22 de abril de 2013

Ley de generación: 7ª Ley Universal de Hermes - Publicado en El Blog Alternativo



Siguiente etapa de las Leyes Universales formuladas por Hermes o los 7 principios básicos que rigen el Universo.Mentalismo, causa-efectocorrespondeciavibraciónpolaridad, ritmo y ahora ley del ritmo.
En el vídeo de ALISH, los expertos explican las 2 polaridades necesarias para que la realidad se manifieste: masculino-femenino, yin-yang y su correspondencia con los hemisferios cerebrales izquierdo (masculino, lógica, deducción) y derecho (femenino, sentimiento, creatividad). Se comenta que encarnamos sucesivamente en cuerpos de hombre o de mujer para aprender a integrar bien ese tipo de energía, que en las primeras etapas de la evolución los hombres aprenden a través de la mente y las mujeres del sentimiento y hay poca comprensión entre ellos, pero en etapas de más conciencia, hay una mayor armonía y empatía entre ambos; y que nos enamoramos de los que nos hace falta. El Taoismo también describe esta ley.
Paralelamente, ampliamos la información con las explicaciones de la experta en Sabiduría Perenne Eva Monferrer* sobre estas leyes. Aunque no coinciden exactamente los títulos de las leyes con los del vídeo, ni el contenido, los textos nos sirven para enriquecer estas enseñanzas:

LEY DE GRABACIÓN

“La naturaleza archiva sistemáticamente todo lo que sucede. Esta grabación se produce en los distintos niveles energéticos de los que está construido el Sistema Solar. Nuestros pensamientos, nuestros sentimientos y nuestros actos se registran en su nivel correspondiente. Dejamos una huella imborrable de lo que somos en los Registro de la Naturaleza”
Conclusiones:
  1. La existencia del “Akasha”
  2. Los Átomos Permanentes del Ser Humano
  3. Psicometría Física, Emocional y Mental
  4. La Energía sigue al Pensamiento.
Esta Ley es básica para la Evolución, porque si no hubiera memoria, el ser humano siempre estaría en el mismo punto de consciencia, no habría Evolución.

1. La existencia del “Akasha”

El “Akasha” es el nombre técnico que se da a las áreas en las que, en el Plano Físico-Etérico (físico), en el Plano Astral (emocional) y en el Plano Mental Concreto ó Abstracto, se guarda la memoria de lo acontecido en la historia de la humanidad, porque toda actuación del Ser Humano se produce en los tres niveles (hacer, sentir y pensar).
Se trata de un “Registro”, de la “Memoria de la Naturaleza”, de un “Archivo de Memoria”. A estos Registros acuden los Grandes Místicos de Alto Nivel Evolutivo, que son capaces de leerlos, a buscar información.

El problema real de la Energía Atómica:

La triplicidad del Ser Humano se da a nivel individual y a nivel colectivo, y si tiene lugar una detonación atómica, el gran mal no es la quema externa y los efectos de la radiación, sino que los éteres “se rasgan”, y la memoria, ¡se escapa, se borra!
A nivel físico, las pruebas nucleares han afectado negativamente dejándonos los agujeros de ozono (cuando se hacían en la estratosfera) y los terremotos en cadena (cuando se han hecho en el subsuelo). Se está produciendo una mala gestión de los recursos del planeta, porque hay un desequilibrio entre lo material y lo espiritual. El día en que la base del crecimiento sea una Ley Ética, de respeto y colaboración con la Madre Tierra, y no una mera especulación, se mantendrá el equilibrio.
Gracias a la Nueva Física se está recuperando este equilibrio, ya que se ve al mundo y al hombre como una unidad, como una interdependencia entre unos, otros y el planeta. Sin embargo, es obvio que esta noción todavía no ha llegado a la mentalidad popular.

¿Qué ocurrió con la Civilización de la Atlántida?


 En la época Atlante, como consecuencia de una mala utilización de la energía atómica, los éteres del Planeta se rasgaron, se rompió su Red Telúrica y, de igual modo que el aura de una persona puede romperse si se la somete a un exceso energético, el Planeta perdió memoria, todos nosotros perdimos memoria.
La Red Telúrica del Planeta es la manifestación física de la protección que, desde una base dodecaédrica, basada en la Geometría Sagrada, constituye el Aura del Planeta Tierra.
Esa Red Telúrica tiene la analogía de corresponderse a nuestros Meridianos de Acupuntura: los meridianos son al Ser Humano lo que la Red Telúrica es al planeta.
Una de las misiones de Jesús, cuando vino hace 2.000 años, canalizando la Energía Crística, fue recomponer la Red Telúrica de La Tierra. Cuando se dice que Jesús bajó a los Infiernos, cuando hubo aquel momento de oscuridad, lo que sucedió fue que la Energía del Cristo estaba iniciando la restauración de la Red Telúrica de la Tierra.
Después, el mismo ser que fue Jesús volvió, en el Siglo Primero, como el Místico Apolonio de Tiana, que en su peregrinaje incansable por tierras europeas se dedico a ir señalizando, energetizando puntos muy concretos sobre la Red Telúrica europea, para que en el tiempo se construyeran sobre estos puntos las grandes Catedrales Europeas, tanto Románicas, como Góticas, Catedrales que
también están basadas en la Geometría Sagrada.
Apolonio de Tiana cumplió su misión en Occidente y en Oriente, mientras otros seres llevaron a cabo una misión semejante, marcando los puntos de los lugares sagrados, los Templos Tibetanos e hindús.
En el año 1.999, no se si recordareis, el Dalai Lama vino a Barcelona para cerrar el último punto que quedaba de esa Red Telúrica, celebrando el Rito del “Kala Chakra”. Ahora, ya tenemos pues, la Red Telúrica restaurada. ¡A ver lo que nos dura!
Se tardaron 2.000 años en acabar la reconstrucción de la Red Telúrica de la Tierra, que hoy está totalmente restaurada. El Planeta está poniendo orden. La Conciencia Planetaria está aumentando, estamos asistiendo a la emergencia de una Nueva Consciencia, una consciencia espiritual que no esta reñida con ninguna ciencia empírica.
A efectos de que la mentalidad general de la población se haga más consciente, se trataría de llegar a la denominada “Masa Crítica”, que será lo que producirá el salto definitivo.
Ciertamente, pienso que estamos mejorando, que estamos empezando a correr. La capacidad de generación de Amor Humano no se pierde, el colectivo la utiliza desde que se han cerrado las brechas del Planeta Tierra.

2. Los Átomos Permanentes del Ser Humano

Todo sentimiento negativo de un Ser Humano se almacena en la zona baja del Plano de las Emociones, en cambio, si el sentimiento es positivo, si tiene otra calidad vibratoria, si vibra más deprisa, se sitúa en las áreas sutiles de ese Plano.
Si la persona mantiene muchos sentimientos negativos cotidianamente, su Cuerpo Emocional se polariza en las zonas de los bajos astrales donde existen unas entidades indeseables, los súcubos y los íncubos, que son producto de todos los malos sentimientos humanos de todos los tiempos, y que se alimentan de los bajos sentimientos que hoy sigue generando el Ser Humano. Cuando la persona desea egoístamente, esto es, desde el ego, son estas entidades las que le ayudan.
Por el contrario, si la persona mantiene muchos sentimientos positivos, se polariza en los Planos Altos. Todo lo positivo en el hacer, sentir y pensar atrae Energía Crística, y, con esta, a las Entidades de Luz distribuidas en las partes altas de cada uno de estos Planos, Entidades que, sin duda, acuden a servir, ¡¡pero no al Ser Humano, sino al Cristo que hay en él!!.
Cuando dirigimos una petición correcta a un Ángel ó a cualquier Entidad de Luz, si esta oración es afín a los Planos elevados y está dentro de su Plan de Vida, hay una Entidad de Luz que acude en su ayuda.
Cada buena acción, sentimiento ó pensamiento que generamos es nuestro, y al morir, ¡¡nos los encontramos a todos!! , porque son hijos nuestros, y al regresar a la tierra, los heredamos.

3. Psicometría Física Emocional y Mental

La Psicometría es la capacidad que algunas personas tienen para leer las vibraciones de los objetos.Cogiendo un objeto, pueden saber a quien perteneció, que tipo de persona es, donde está ó donde se esconde.
La policía se sirve de estas personas en casos de secuestro, por ejemplo.

4. La Energía Sigue al pensamiento

Si el Ser Humano quiere algo, primero ha de pensarlo, pasarlo por el filtro de la emoción y después, según el Orden del Universo, -la energía va de arriba abajo- se produce el hecho concreto. Es tal como Dios crea el mundo, desde la idea hasta la concreción. La creación es mental.
Si la persona es capaz de alinear el pensar y el sentir solo hay que esperar que lo que piensa y siente se produzca, esto es magia blanca y solo se produce si está en línea con el Programa Interno que el ser lleva al encarnar. La ley se cumple si se va a favor de la Vida.
Cuando la persona es inteligente es difícil que le hagan magia negra, lo que hace que la magia funcione es el miedo de la víctima. El miedo y el odio son las condiciones adecuadas para herir el aura, que es nuestra coraza de protección.
Eva Monferrer

*Eva Monferrer es experta en Sabiduría Perenne, desde hace más de 20 años, difunde estas enseñanzas a través de clases y talleres presenciales en su escuela de Barcelona (Escuela de Estudios Evolutivos “Indra”), clases online y sus libros que están disponibles en bubok, impresos y en pdf. Ya ha publicado siete de su serie “La Evolución de la Consciencia. Psicología del Alma”.
Eva deja que su obra hable por ella, enseña con su propia autoridad y aúna los mensajes ancestrales, que siempre han estado al alcance de las personas interesadas en ellos, con las explicaciones más modernas de la Física Cuántica, la Psicología Transpersonal y otras disciplinas, transmitiéndolos con un lenguaje cercano y comprensible a quienes buscan respuestas y quieren vivir más conscientemente.
Sitio oficial: Escuela Indra y facebook
VENTA ONLINE de libros de la autora en papel o pdf
MAIL: info@escuelaindra.com
En El Blog Alternativo: Las 7 leyes universales de Hermes
En El Blog Alternativo: LOS 12 TRABAJOS DE HÉRCULES
En El Blog Alternativo: La Bella y la Bestia: enseñanzas perennes sobre la transformación alquímica del ser humano
En El Blog Alternativo: Más allá de la Vida, un ensayo sobre la existencia y realidad del Alma
En El Blog Alternativo: Las crisis como aliadas de nuestro crecimiento
En El Blog Alternativo: Artículos de Eva Monferrer

Otros artículos de SABIDURÍA PERENNE

PATROCINADOR: Olokuti, tienda online para tu mundo sostenible
ARTÍCULOS RELACIONADOS

jueves, 18 de abril de 2013

Tom 64 - Reflexiones de un cumpleañero...

Al amanecer del 19 de Abril, estaré cumpliendo con el requisito de sumar un año más a mi calendario personal...

64 Abriles plenos y vividos con intensidad y ganas intentando 
Ser Mejor Cada Día!!! (Por algo el nombre que me inspira mi Blog, es "Aprendo a ser Luz" y en eso consiste mi trabajo a tiempo completo.

Descubro unos datos curiosos mientras pienso...que es uno de los lujos que me doy a estas alturas...

 Puedo leer en la Antroposofía que ya he entrado en el noveno Septenio que comienza a los 63 años...
El Noveno Septenio es el del ESPÍRITU, es el indicado para realizar una síntesis de todo lo vivido y de toda la biografía, aprehender con claridad las tres funciones anímicas: Sentir, Pensar y Actuar.
Los Septenios de la Antroposofía


Y en otro aspecto, encuentro que en la Astrología Celta, por mi fecha de nacimiento, me corresponde el Árbol de Arce...
ÁRBOL DE ARCE (la Mente Abierta) -
Una persona fuera de lo común, llena de imaginación y originalidad, tímida y
reservada, ambiciosa, orgullosa, segura de sí misma, con sed de nuevas
experiencias, algunas veces nerviosa, tiene muchas complejidades, buena
memoria, aprende rápidamente, con una vida amorosa complicada, le
gusta impresionar. Debes buscar tener una relacion seria que te llene tu
vida, eso te haría feliz.
Arce Rojo

Algo más? 
En el Horóscopo Chino, me corresponde el Buey...
El buey o Búfalo representa la prosperidad obtenida con el esfuerzo, la tenacidad y el trabajo. Refleja las características del animal que representa "el Buey"; paciente, incansable en el trabajo, capaz de llevar sobre sus espaldas grandes responsabilidades sin levantar una queja. Su organización y determinación en metas claras y precisas, hacen de él una fuerza imparable que se dirige con obstinación hacia sus objetivos, sorteando complicaciones y manteniendo el equilibrio interior fiel a sus metas ambiciosas.


Bueno, a todo esto que?
Alguien que guste de curiosear...podrá conocer-me alguito más? jajaja

Conclusiones se pueden sacar por montones, pero me quedo con la vivencia más intensa y duradera que hoy estoy sintiendo y que se refuerza con el paso de los días en que me voy adentrando en la edad "Madura" 
>>> ¡¡¡ES LA MEJOR ETAPA DE MI VIDA Y DISFRUTO DE ESTAR VIVO Y EN PRESENTE CONTINUO!!!<<<

Abrazos de Luz !!! Tom 









El Lamento no viene a cuento – ni trae cuenta - (Interesante y sustancioso lo que descubro en el Blog del mismo nombre...)

Al recibir un comentario en mi Blog de "aprendoaserluz.Worpress.com" descubro ésto que comparto con ustedes y me quedo "quieto" para no demorarles el placer de leerlo, al menos es lo que me produjo a mi... 
Y cito el párrafo que sigue porque no tiene desperdicio !!!
Gracias a la autora por su sabiduría al entrelazar las palabras de un modo que lleguen al sitio donde se elaboran los placeres del cambio y que me gusta enunciarlos de ésta manera: 
¡¡¡ SI YO CAMBIO, TODO CAMBIA !!!
Y si es así, cuidado con eso del "Poder del verbo" y en la etapa justito anterior, "Cuidado con los pensamientos" y aún antes..."Cuidado con las ideas" jajaja.
Es eso y no hay con que discutirle al Universo: 
...Crea realidades, crea lo que vivo ni más ni menos....

"....... LA PALABRA CREA. Crea realidades, crea lo que vivo ni más ni menos. Así que más nos vale poner atención a lo que decimos y cómo lo decimos porque de ahí se va a nutrir toda la experiencia vital. Y “desafortunadamente” estamos lanzando decretos al universo tales como “qué torpe soy” “no valgo para nada” “por qué me pasa esto a mí” – la queja por excelencia de este año ha sido el “por qué, por qué, por qué” de un entrenador con fama y todo – … miles y miles al día de estos decretos conforman vivencias poco gratificantes porque el universo nos devuelve en forma de aconteceres aquello que nosotros decimos, ¡incluso más allá, aquello que nosotros pensamos!!.............."

Abrazos de Luz !!! Tom
**************************

About

El Lamento no viene a cuento – ni trae cuenta nace de una necesidad propia de compartir los recursos y herramientas que el Universo nos va poniendo en este despertar para que se vaya disolviendo esa manía de lamentarnos, de quejarnos que no lleva a ningún lado bueno, al revés. El lamento no imprime movimiento y enrarece la energía que fluye por nuestro interior, ya veis la mezcla es explosiva.
Y efectivamente, lo primero es lo primero, presentarnos. “EL LAMENTO NO VIENE A CUENTO ni trae cuenta” se gestó en una conversación entre the finder y yo a propósito de la queja continua que se oye por doquier, que en realidad no es más que echarle la culpa a otro, a la gente en general… de lo que “me” pasa.
Mi formación universitaria, como dije en otra entrada,  la hice en filología hispánica pero cuando estudiaba no tenía ni idea de lo que luego iban a significar las palabras en mi vida. Fue muchos años más tarde, cuando comencé mi formación en Medicina Tradicional China que empecé a entender que la palabra CREA.
Si señor, LA PALABRA CREA. Crea realidades, crea lo que vivo ni más ni menos. Así que más nos vale poner atención a lo que decimos y cómo lo decimos porque de ahí se va a nutrir toda la experiencia vital. Y “desafortunadamente” estamos lanzando decretos al universo tales como “qué torpe soy” “no valgo para nada” “por qué me pasa esto a mí” – la queja por excelencia de este año ha sido el “por qué, por qué, por qué” de un entrenador con fama y todo – … miles y miles al día de estos decretos conforman vivencias poco gratificantes porque el universo nos devuelve en forma de aconteceres aquello que nosotros decimos, ¡incluso más allá, aquello que nosotros pensamos!!
¡¡¡Uau!!! esto da para trabajar toda la vida, tenemos tantas capas hechas sobre decretos que al principio ni siquiera oímos lo que repetimos todo el tiempo. Una vez que nos hacemos conscientes y empezamos a escucharnos decretar, ahí empieza lo bonito y empezamos a entender por qué nos pasan las cosas que nos pasan. Y eso es el princiipio del cambio, si me oigo decretar puedo “rectificar” y de ese decirlo de otra manera saldrá otra vivencia diferente. Es así, y es sencillo.
Hay muchas herramientas. La vida nos ofrece las que cada uno necesitamos para nuestro camino de evolución aquí. Pero, he ahí que las herramientas no aparecen si nuestra energía está en el lamento, en la queja, en el juicio, en el no querer ver más allá de mi dolor, en el por qué a mí, en el “con lo que yo hago y nadie me lo reconoce”…
Si resulta que somos energía – más o menos densa pero sencilla y mágicamente energía, luz –  el lamento, la queja y todos sus acólitos son inhibidores del fluir de la energía, de la luz, la que me corresponde a mí y de paso de toda ella porque formamos parte de ese todo, no está nuestra energía separada de la del resto del universo. Alguna vez me imaginé a las hojas de un árbol quejarse cuando va llegando el otoño “ay, no, yo no quiero caerme, por qué tengo que caerme yo antes que todas esas, yo quiero…” y me reí por lo ridículos que debemos sonar en el Universo cuando nosotros hacemos eso 14223 veces al día.
Y resulta, además, que la palabra es una vibración, energía otra vez y esa vibración conforma realidades e incluso emociones, sentires. La queja, el lamento, es una energía que no se expande, es como si se paralizara el fluir y quisiera ir para atrás. Así que ¿qué forma? Un tapón y sobre ese tapón se van añadiendo capas y cuantas más capas se añaden más difícil se hace el fluir natural de esa energía, luz. Ese tapón forma un estancamiento según la tradición china produce síntomas varios según sea estancamiento en uno u otro órgano, si es de sangre o energía … en cualquier caso, el estancamiento traerá dolor, malestar, falta de lucidez … porque la luz no llega a todo el organismo y allí donde no llega…hay oscuridad.
Por eso, el lamento no trae cuenta. Es tirar piedras contra nuestro propio tejado. A lo bobo. Cuando algo no trae cuenta es que es mejor no hacerlo porque las consecuencias no-nos-van-a-gustar. Y si nos observáramos más a menudo, sin crítica que luego nos ponemos a observarnos y no dejamos de criticarnos o de decretar lo raros que somos o… si nos observáramos desde la contemplación veríamos que cuando nos lamentamos, nos quejamos, se va el brillo y además trae desasosiego, energía distorsionada que dice David Icke. Y esa energía distorsionada no-produce-belleza. No. Produce lo que produce: dolor, sufrimiento, no entender y por lo tanto no expresarse cada uno en lo que es de virtuoso. La flor se niega a florecer, se queda en el camino porque no le gusta el camino, no le parece el que ella se merece. ¿Os imagináis a una flor haciendo algo parecido?
Hace años cuando en algún momento me recomendaron leer a Loise Hay y sus frases para repetirlas, yo lo leía, lo repetía pero lo abandonaba enseguida porque no entendía cómo yo iba a creerme que era un ser especial si me creía la más tonta del mundo o lo que fuera. Claro, todavía no sabía-sentía que todo es energía, la palabra es energía, vibración que crea lo que dice. Ya lo decía el Génesis “y Dios dijo… Hágase la luz … y la luz se hizo”. Y como somos eso, energía vibratoria, según vibremos de una forma o de otra saldrá una sinfonía o un chirrido y luego no nos podemos quejar porque es nuestra sinfonía o nuestro chirrido y no vale decir que otros me han obligado o… si, claro, todos esos decretos de otros son capas a trabajar pero en el momento que te das cuenta de la existencia de las capas, cuando cae una otras cuantas le siguen sin más esfuerzo, van todas unidas.
Así que lamentarse no viene a cuento. No es de recibo. Cuando algo no viene a cuento es que no es necesario para la situación en la que estamos. No hay necesidad de ello. Estamos en otra cosa. Y esa “cosa” es vivir, expresar nuestra luz que es lo que somos, dejarla fluir, qué luzca. No ir contra corriente, ser como el agua – qué grande el Tao Te Ching – y no hay nudos ni tapones.
El Lamento resta. El hacer suma. Hay herramientas para salir de ese lamento y queja continua. Las hay. Cada uno encuentra las que mejor le van para su función. Aquí solo queremos ofrecer las que nosotros hemos ido encontrando en nuestro camino y que nos han ido abriendo y quitando capas. Si sirven a otros, estupendo, sino seguro que encuentran otras.

jueves, 11 de abril de 2013

Primero el Alma se enferma y le sigue el Cuerpo .Entrevista a Ghislaine Lanctôt sobre medicina y salud by senderosalalma


Primero el Alma se enferma y le sigue el Cuerpo
Escrito el septiembre 26 2012 a las 3:16 pm en Sanación
Entrevista a Ghislaine Lanctôt sobre medicina y salud
«Es el estado del alma lo que determina la salud mental»
Desde que Ghislaine publicó su primera obra en la que pone en tela de juicio el funcionamiento del sistema médico –por ocuparse de la enfermedad, más que de la salud–, muchas conciencias han quedado inquietas. Para avivar estos temas, la autora, que transmite paz y
seguridad, nos ha concedido un poco de su tiempo para compartir con los lectores su filosofía de vida.
Ghislaine Saint-Pierre Lanctôt nació en 1941, su padre y su abuelo eran farmacéuticos y ella empezó la carrera de Medicina para complacerles.
«Yo quería ser filósofa. Pero creía que lo de pensar no iba a aportarle nada a la gente. Pensé, voy a hacer algo útil, que beneficie a la población, y como me crié en este ambiente decidí hacer la carrera de Medicina. Al final he dejado todo eso y lo que hago ahora es lo que quería hacer desde el principio».
Guislaine está divorciada y tiene cuatro hijos. «Lo que a mí me abrió los ojos –continúa la escritora– fue mi divorcio. Es lo que me despertó. Cuando los niños se marchaban a casa de su padre tenía tiempo para mí, no sabía lo que era eso, me había olvidado de mí misma. Yo
trabajaba pero me ocupaba mucho de la familia, para mí era la prioridad. Entonces, como un fin de semana de cada dos, no tenía a los niños, estaba obligada a ocuparme de mí misma y es así como empecé a evolucionar, a conocer gente y a descubrir cosas, a salir de la prisión
de la familia. Después de esto, viví seis años en Estados Unidos. Yo nací en Montreal (Canadá), pero entre 1984 y 1990 estuve en Estados Unidos. Esta experiencia me abrió los ojos sobre lo que es el negocio de la medicina porque es así como lo llaman allí. Aquí en Europa y en
Canadá hacen creer que es como trabajar por el bien del enfermo, que es un tema social.
A la vuelta de Estados Unidos, escribí La mafia médica cuya primera edición se publicó en 1994». 
El colegio de médicos le puso una demanda, el proceso duró un año y desde entonces la escritora imparte seminarios para que la gente entienda y tome conciencia de que es el estado del alma lo que determina la salud mental. «Cómo mejorar el estado de mi alma para mejorar el estado de mi cuerpo», dice Ghislaine. 
Pregunta: Su visión actual de la salud es completamente distinta a cuando era médico ¿En qué momento y por qué dio usted un giro radical a su carrera?
Respuesta: A lo largo de los años empecé a ver cosas que no me parecían sensatas, que no tenían lógica, como por ejemplo, seguir dando medicamentos aunque no funcionaran,
aunque no se curara la persona. Yo no entendía, por ejemplo, como en un cáncer se aplicaba la quimioterapia si lo que hace es enfermar aún más a  la persona que acaba por morirse de todos modos.
Cuando aparecieron las medicinas suaves pensé que eso era interesante, y yo he ido a
encontrarme con personas que practicaban la medicina alternativa y entonces me di cuenta de que lo que hacían era muy interesante, incluso mejor que lo que hacíamos nosotros en la medicina convencional. Esas personas me acogieron, me mostraron lo que hacían, cómo actuaban. Y yo pensé: ¿por qué no nos han enseñado esto a los demás médicos? ¿Cómo
puede ser que no lo enseñen en la facultad y que además a estas personas las tachen de charlatanes y de estafadores? 
Yo me encontré con ellos y vi que eso no era cierto, no eran charlatanes. Así fue como me empecé a plantear cosas. Cuando acabé la carrera de Medicina yo estaba convencida de que hacia el año 2000 ya no habría más enfermedad en el mundo, tenía una confianza ciega en la medicina que me habían enseñado. Sin embargo, veía que el tiempo pasaba y que la salud de las personas iba empeorando. Me percaté también de que medicamentos que no funcionan
se siguen recetando, y que se practicaba una guerra en contra de las medicinas alternativas. Además, yo era flebóloga y había abierto centros de flebología en distintos lugares del país, lo que me llevó a experimentar de cerca el negocio de la medicina tradicional. Y ahí sí
que entendí muchas cosas. 
P: ¿Qué papel juegan para usted las medicinas alternativas?
R: Las medicinas alternativas producen un bienestar más interesante que el que proporciona la medicina convencional. La medicina convencional corta, quema y envenena. Corta con las operaciones, envenena con la “quimio” y con los rayos. Las medicinas suaves pueden poner orden de forma temporal en el cuerpo, pero como el problema está en el alma, antes o después habrá que afrontar el problema del alma.
Es el alma quien enferma a los demás cuerpos. Por ejemplo: mi trabajo ya no me conviene, tengo náuseas por la mañana cuando pienso que tengo que ir a trabajar, entonces empieza a dolerme la espalda, las rodillas, la tripa…
Puedo ir a ver a alguien que practique la medicina suave, va a ayudar a mi cuerpo, puedo tener tratamientos de técnicas energéticas que ayuden a mi cuerpo emocional y mental; pero hasta que no solucione lo que pasa con mi trabajo voy a seguir enfermando porque mi alma me dice «sal de aquí». Es interesante, porque el alma entrega un mensaje cada vez más fuerte y cuando no lo entiendes “te lanza un ladrillo a la cabeza”: un accidente de coche, un divorcio, alguien que muere en la familia, una enfermedad, perder el trabajo… Algo fuerte para que tú reacciones.
P: Desde su punto de vista como «médica del alma» ¿cree que hay alguna solución a este tipo de enfermedades?
R: Nunca es demasiado tarde, la sanación puede ocurrir en cualquier momento.
P: ¿A usted le va bien esta filosofía de vida?
R: A mucha gente le funciona, no sólo a mí. No es el médico el que puede sanarme. 
P: Cada vez hay más casos de cáncer cuyos enfermos reciben quimioterapia. ¿No cree que en algunos casos la quimioterapia cura?
R: La quimioterapia es veneno. Normalmente no hace bien a nadie. Hay que saber que hay siempre un conflicto, cualquier enfermedad es psicosomática. Siempre hay un conflicto a raíz de una enfermedad, pero si yo identifico el conflicto y lo soluciono, la enfermedad se va. Así
entendí que la medicina esta totalmente controlada por el dinero.
Entonces, lo que nosotros hacíamos como médicos era enfermar más a las personas para así generar ganancias para la industria. Entonces, ¿qué es la salud? En la facultad sólo me enseñaron lo que es la enfermedad.
Entonces, ¿qué es gozar de buena salud?
Yo llegué a la conclusión de que el cuerpo sólo manifiesta el estado del alma. Y cuando mi cuerpo está enfermo es porque mi alma está enferma. Entonces el cuerpo por sí solo no enferma, es como un espejo que refleja lo que pasa dentro. Para ver mi alma, miro mi cuerpo y veo lo que hay en mi alma. Entonces no sirve de nada tratar sólo el cuerpo. Hay que mirar el alma, ¿qué es lo que no funciona en el alma, cuál es la enfermedad del alma? Es la guerra.
Porque mi alma me dice internamente que haga algo y mi ego me dice que haga lo contrario.
Entonces hay una guerra interna. La enfermedad es siempre la manifestación de un conflicto dentro de mí. Hay dos aspectos: el cuerpo y el alma. ¿Qué quiere el alma? El alma quiere la emancipación del Ser y el cuerpo quiere la seguridad del haber, del tener. Cada uno tira por un
lado, el estrés significa la guerra interior. Cuando trato el alma, todo el cuerpo se alinea sobre este equilibrio. No quiero decir que no haya que cuidar el cuerpo físico, sino hacer las cosas en el orden correcto.
Primero el alma, después el cuerpo mental, después el cuerpo emocional y después el cuerpo físico. Y lo solemos hacer al revés. La medicina convencional se encarga del cuerpo físico, y no trata el resto. 
P: ¿No cree que la propia sociedad demanda que el médico se ocupe del cuerpo físico y le dé una medicina para el dolor?
R: La sociedad misma, nosotros somos los que creamos esta mafia a nuestra imagen y semejanza. El problema es que damos prioridad al «tener» sobre el «ser», ése es el desorden, priorizar el cuerpo en vez del alma. Para volver al orden hay que dar prioridad al alma en lugar de otorgársela al cuerpo, eso genera orden, paz y salud. 
P: Eso es mucho más complicado que tomarse una pastilla…
R: Cierto, pero ¿qué hace una pastilla? Te da la ilusión de que estarás mejor, pero con el tiempo reaparecen los síntomas. 
P: En el caso del paludismo, por ejemplo, alguien sano se enferma por beber agua contaminada, ¿también en este caso insiste en su teoría?
R: Esto es válido para todo. No hay ningún microbio exterior que haga enfermar, soy yo la creadora de mis enfermedades. Y ésta es la verdadera enfermedad del alma, el no saber que soy yo quien la está creando. Como yo pienso que no soy responsable, me imagino creadores exteriores: microbios, tumores, etc. Por ejemplo un simple catarro: hace frío, me cojo un catarro. Y puedes tener un catarro en verano, es un sinsentido, no tiene nada que ver con el frío. Con esta estructura de pensamiento voy generando la guerra hacia los factores
exteriores. Y por eso se crearon las vacunas.
¿Qué son las vacunas? Dar la enfermedad de forma más debilitada para que el cuerpo reaccione. Es decir, no tengo la enfermedad pero si algún día la contraigo, sería menos grave porque ya me he puesto la vacuna. Te voy a dar otro ejemplo, tengo miedo de que mi hija sea violada. Entonces le voy a dar un violador debilitado, entonces si un día la violan será menos grave porque habrá tenido un pequeño violador y entonces estará preparada. La vacuna funciona igual. Es algo de locos. Vivir en el desorden lleva a este tipo de locuras. Por ejemplo, la gripe aviar. ¡Es extraordinario!
Cerca de donde vivo había una experta muy seria que vino de parte de las autoridades médicas y nos ha dado cifras: en el plazo de nueve años se murieron cerca de 152 personas de gripe aviar en el mundo, solo en Canadá mueren cada año 10.000 personas por errores médicos, no de enfermedad sino de equivocaciones. ¡Yo creo que más bien habría que
vacunar a los médicos! No hay epidemia, no hay nada. Entonces se ha creado una pandemia a escala mundial, en la cual se han gastado millones de dólares para tratarla pero no hay nada. Esto está en preparación desde hace muchos años. Llevamos de cinco a siete años oyendo hablar de una pandemia. ¿Cómo se puede anunciar que va a haber una pandemia? Una
epidemia surge, ocurre, pero no la puedo prever, es un montaje. 
P: Pero la gente tiene miedo…
R: Sí, es una forma de manipulación mental para llevarles a pensar que va a ocurrir una epidemia. Y un día, cuando ocurra, las autoridades dirán que ya lo habían previsto. Es algo que está preparado desde hace mucho tiempo, hay un proceso escondido detrás de esto. Yo no sé exactamente lo que es, puede ser, por ejemplo, ponerle a todo el mundo un chip electrónico
porque cuando hay una campaña de vacuna se puede poner cualquier cosa en
la jeringuilla. Así que es posible que haya una estrategia que consista en decir que hay una epidemia y que hay que vacunar a todo el mundo y entonces pondrían el microchip. Yo estoy segura de que hay algo detrás, un propósito escondido en decir que hay una epidemia y que hay que tener cuidado. Es una hipótesis. De todos modos sea para lo que sea el
propósito es el control sobre la población. 
P: ¿Tiene todo esto algo que ver con la trilogía de la mentira de que habla en su libro La mafia médica?
R: Hablo mucho de las vacunas en el libro y lo que yo digo a este respecto en el libro, es lo que desencadenó la ira del colegio médico. Porque las vacunas no se tocan, son sagradas, puedes hablar de cualquier cosa; la industria, los medicamentos… pero cuidado con las vacunas. Porque las vacunas otorgan importantes ganancias a la industria, pero a las personas les puedes transmitir cualquier cosa. La vacuna es un medio para producir genocidios con un blanco específico.
Cuando se quiere distribuir a un pueblo o a una raza, la administran, mira lo que está ocurriendo en África. Ellos lo llaman sida, pero ¿qué significa sida? «Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida». Entonces es el propio sistema inmunitario que se ha debilitado, de modo que cualquier afección es mucho más grave. 
P: ¿Quién está detrás de toda esta estrategia?
R: Los que mandan. Hay un gobierno mundial que tiene todos sus ministerios, para la salud es la OMS, pero también están la UNESCO, UNICEF, FAO, FMI, Banco Mundial, etc. Todos los países miembros de la ONU obedecen las órdenes del gobierno mundial. 
P: ¿Ve solución para esta situación?
R: Sí, sino mal vamos. La solución que yo propongo en el libro es la soberanía individual. Es tomar conciencia como persona individual de que soy yo la que tiene el verdadero poder. Por ejemplo, los McDonald’s, cuando la gente deja de ir a estos restaurantes. Si yo dejo de comprar y de dar dinero a las multinacionales ya no valen nada, no ganan dinero. Si los
enfermos dejan de ir al médico, se derrumba el sistema médico, si dejo de pagar impuestos no hay gobierno. Entonces ¿dónde está el verdadero poder?, en la persona y la palabra SOBERANÍA, significa el poder último, el más alto, que siempre hemos pensado que estaba fuera y está dentro de nosotros.
Si pensamos en el poder más elevado, pensamos en Dios. Y ¿qué es Dios? Es el espíritu que crea todo el universo y esto está dentro de uno, no fuera. La solución viene cuando yo tomo conciencia de quién soy verdaderamente y que voy a comportarme tal y como yo soy,
encontraremos la salud perfecta y la inmortalidad, que es más interesante que morir ¿no? 
P: Y ¿Cuál es el primer paso que debemos dar?
R: Primero empieza por tomar una decisión, que consiste en dar rienda suelta a mi alma, es mi alma quien manda y no el ego, entonces dejo de pelearme, escucho lo que me dice mi alma. Por ejemplo, mi alma me dice: «deja este trabajo, ya no resuena contigo, deja de hacer eso»; pero el ego me dirá: «No, ¿estás loca?, tienes que pagar el alquiler, sostener la familia, ser buena madre…». Esa es la guerra, entonces dejo de pelear y escucho a mi alma. Y el ego empieza a agitarse y a ponerse inquieto ¿qué va a pasarme? Quiere controlar, es su función. ¿Qué va a ser de mí?
Pues no lo sé, soy yo la que va creando qué va a pasarme. ¿Me voy a pelear conmigo misma? No, voy a hacer las paces. Algo que se puede hacer varias veces al día y que mejora automáticamente cada vez la salud, es decir la verdad. Mentimos todo el tiempo, pero incluso sin darnos cuenta, estamos tan acostumbrados a hacerlo… tenemos mentiras gordas y otras que se llaman «medias verdades», pero la mitad que falta es una mentira. Y hay otra categoría de mentiras que son por omisión. Y esto se llama un secreto. A veces mi hijo viene a verme y me dice: «Mamá, tengo que decirte algo, pero no se lo digas a nadie». Si es un secreto y tú no puedes guardarlo, no me pidas a mí que lo guarde. Si para ti es un secreto y me lo transmites a mí porque pesa mucho sobre tus hombros, yo tampoco lo voy a guardar.
Son cosas del día a día. Si me quedo en la mentira y siempre estoy mintiendo, poco a poco voy
destruyendo mi salud. Miento y me miento porque tengo miedo, es el ego el que miente, el alma nunca miente.
Si voy buscando el amor exterior, sufro. Si vivo con amor por mí, enfocado hacia mi interior, no
por miedo de lo que la gente pueda pensar de mí, mi salud mejora.
Por ejemplo, toco aquí y siento un bulto en el pecho. Tengo dos posibilidades o me quedo aquí quieta y no hago nada, o me voy corriendo al médico. Si voy al médico me va a decir que tengo un cáncer. En la mente está escrito «Cáncer igual a muerte». Entonces si yo he sentido
miedo y he ido al médico, el doctor me ha asustado aún más y me recomienda quimioterapia. A mí eso no me agrada porque la gente que conozco que se la ha hecho se pone verde, siente náuseas, no tiene pelo y tienen un estado muy debilitado y triste. Entonces cada vez tengo más miedo, cada vez estoy más enferma y cada vez me acerco más a la muerte.
Eso ocurre si tomo la opción del médico. En el otro caso mi cuerpo me muestra que hay un conflicto interno, el bulto en este pecho es un regalo que me hago a mí misma, no quiero quitármelo, es mi espejo el que me está indicando algo. Le voy a decir al bulto: ¿qué tienes que
decirme?, háblame. Gracias por manifestarte. Te escucho, háblame de mi conflicto. Entonces yo digo a mi alma: te dejo libre. Voy a vivir y sentir el miedo a morir. De esta forma yo puedo sanar definitivamente, no una remisión temporal si no una verdadera sanación.
Por ejemplo, ¿qué es un divorcio? Una ruptura. Algo me dice: «no, no te tienes que divorciar, quédate junto a esa persona» y algo me dice: “no, ya se acabó”. Actualmente hay más divorcios porque la conciencia se eleva y la gente hace más caso a sus sentimientos. El divorcio y dejar un trabajo no son buenas opciones para la seguridad del haber. Hay cada vez más personas que dejan carreras brillantes porque ya no le encuentran sentido a lo que hacen. Es normal porque la conciencia se eleva. 
Si no hago caso a mi alma y sigo en ese trabajo me enfermo y cuando voy al médico me manda antidepresivos. ¿Y qué son los antidepresivos? Son drogas que hacen que yo ya no sienta nada. «Mi trabajo bien, seguiré con él». Con ayuda de estas pastillas soy efectivo y puedo seguir pagando la hipoteca.
Algo que causa mucho estrés es el endeudamiento de las familias. Una manera de sanarse es salir de este sistema de endeudamiento porque supone esclavitud. Es la «simplicidad voluntaria», es un movimiento social de gente que lo adopta deliberadamente. Yo no lo
recomiendo como movimiento social, pero sí como medida temporal para salir de esta trampa. De forma que, las necesidades materiales dejan de ser la prioridad en mi vida y más bien es el alma lo prioritario. La «simplicidad voluntaria» consiste en reducir las necesidades materiales. 
Por ejemplo si tengo una casa grande con una hipoteca muy elevada, un cochazo a juego con la casa, hijos que visten de marca, van a una escuela privada, etc. Todo eso cuesta dinero y tengo que seguir trabajando, pero ya no me gusta mi trabajo y ahí estoy preso… y eso es
un estrés tremendo. La persona piensa que no tiene salida: «si dejo mi trabajo ya no seré capaz de ofrecer caprichos a mis hijos, perderé a mis amigos “pijos”, mi prestigio, mi mujer, reputación…» No se puede  imaginar la vida sin nada de eso, pero es posible. Vendo la casa, vendo el coche, vamos a una casa más pequeña, los niños dejan de ir al colegio privado y se les manda a uno público y así tengo tiempo para mi alma. Eso es realmente la salud, esas cosas de la vida cotidiana son las que hacen que mi salud esté mejor o peor. 
P: Usted demostró ser muy valiente cuando escribió el libro “La mafia médica”, que le costó la expulsión del colegio de médicos, supongo que vivió un conflicto importante. ¿Cómo se decidió a dar el paso?
R: Yo sabía que publicando ese libro se acababa para mí la carrera de medicina. Yo me acuerdo de ese momento y me dije: «Si no escribo este libro, me muero». Quizás no hubiera muerto rápidamente, pero sí a nivel del alma. No fue tan difícil, más difícil fue dejar mi papel de «buena madre». 
P: ¿A qué se refiere?
R: Mis niños ya no lo son, ya no soy madre. Tuve que dejar de preocuparme por mis hijos. Un pasaje importante fue que mi casa ya no era más su casa. Yo tengo dos hijas y cada una de ellas había dejado en mi casa dos tazas para el desayuno. Hace más de un año llegó una amiga y me ofreció dos tazones, no tenía sitio para ponerlas todas y decidí quitar las tazas de mis hijas. ¡Eso fue tremendo! Era un símbolo del vínculo con mis hijas y se trataba de cortar ese tipo de lazos. Entonces una dijo que “vale” y la otra dijo que “ni hablar” y volvió a colocar la taza en su sitio. Yo le dije: «pues tú haz lo que quieras, pero yo ya he hecho lo que tenía que
hacer». 
P: El desapego, entonces, ¿tiene que ver con conseguir una buena salud?
R: Sí, cuando estoy apegada a algo es que tengo miedo de perderlo y si tengo muchos apegos no puedo avanzar. Con mi libro “La mafia médica” todo se fue: el título de médica, la profesión… Cada uno tenemos cargas y apegos distintos.

miércoles, 10 de abril de 2013

La Sinestesia. Dinámica de la percepción. - Publicado en la página de Bianca Atwell - Uniendo la Ciencia con el Arte

Este artículo de la serie “Artículos a la Carta” está dedicado a Alicia Wechsler, que sentía curiosidad por conocer el motivo por el cual algunas personas cuando escuchan música pueden ver colores y otras no.


Alicia, nuestro aparato perceptual, formado por los órganos de la vista, oído, olfato, gusto, por la piel, etc. , está diseñado para percibir frecuencias electromagnéticas, es decir, ondas vibratorias y oscilantes.
Ya que en el Universo no existen los colores, ni los olores, ni las formas o texturas, sino sólo energía vibrando a distintas frecuencias.
Esto es un poco difícil de entender ¿verdad?. ¿Cómo que yo veo un árbol color verde, con un tronco rugoso color marrón delante mío, y tú me dices que no hay nada en el Universo que tenga color, forma o textura?
Pues, lo que ves delante tuyo es sólo una representación virtual que hace tu cerebro. Allá afuera, el árbol sólo es energía vibrando a distintas frecuencias: las hojas están formadas por átomos que vibran a determinada frecuencia, y esa velocidad de vibración el ojo la interpreta como color verde. El tronco es la misma energía vibrando a otra frecuencia, por lo que lo ves marrón, y lo ves rugoso, también por la velocidad a la que vibran los átomos que lo componen.
Nada tiene color en el Universo, el color lo imprimen los bastoncillos que tenemos en el ojo. Los perros por ejemplo tienen una configuración distinta de su aparato visual, por lo que ven el mundo en blanco y negro y algunas frecuencias tenues. Aquí hay un artículo y un par de audios sobre cómo ven los perros:
Lo único que percibimos son ondas vibratorias de la energía. Esos estímulos entran a través de nuestros órganos sensoriales y éstos codifican esa vibración en diferentes señales químicas y eléctricas las cuales inmediatamente decodifica el cerebro y así proyecta una película interna, que es la que vemos como “realidad”.
Si la energía que forma el tronco del árbol en vez de vibrar a la frecuencia que lo hace, vibrara a una mayor, en vez de verlo marrón lo veríamos de otro color.
Cada órgano está preparado para discriminar un determinado rango de frecuencias. Es decir, todo lo que vibre entre 20 y 20.000 hertzios (ciclos por segundo), podremos percibirlo como sonidos.  Sin embargo si la energía vibra a frecuencias altísimas, ya la interpretamos como luz. Si la vibración es lo bastante baja, esa energía será decodificada como textura o forma.
Es decir Alicia, que el mundo que ves a tu alrededor sólo es energía vibrando a distintas frecuencias, y es tu cerebro el que las interpreta como imágenes, colores, sabores, sonidos o texturas, según el rango de frecuencias en las que vibre.
Ahora que entendemos que nuestra realidad siempre es una película virtual y acotada a nuestro limitado aparato perceptual, vamos a tu pregunta específica Alicia: ¿Por qué algunas personas cuando escuchan música pueden ver colores?
Pues porque son sinéstetas.
Cuando nacemos, nuestro aparato perceptual aún no está especializado en los distintos rangos de frecuencia. Cuando somos bebés, todos tenemos la capacidad de interpretar colores como sonidos, sabores como texturas o incluso olores como sonidos.
Cuando tú le cantas a tu bebé una nana, éste puede estar viendo hermosos colores saliendo de tu boca, porque aún sus órganos no discriminan entre un rango de frecuencias y otro de la energía.
Pero con los años, nuestros órganos se van especializando en distintos rangos. El oído, empieza a “tomar para sí” la energía que vibra entre 20 y 20.000 ciclos por segundo. La vista, comienza a asimilar todo lo que vibre entre 380 nm, aproximadamente, hasta los 780 nm. Por encima de los 780 nm tenemos las radiaciones infrarrojas y por debajo de los 380 nm tenemos las ultravioletas que son invisibles al ojo humano.
Algunas personas, el 1% de la población mundial aproximadamente, mantienen durante toda su vida la capacidad de no discriminar por órganos la percepción de la vibración de la energía, por lo que pueden percibirla con un órgano u otro. Este fenómeno se llama Sinestesia.
Además, la forma en la que percibimos la energía que nos rodea, está limitada por un componente cultural y educativo. Por ejemplo, si nosotros vamos al polo norte, veremos que el hielo en todos lados es blanco.
Sin embargo los habitantes del polo, los esquimales, ven 64 tipos diferentes de color blanco y para cada uno de ellos tienen un nombre.
En la China antigua, no se diferenciaba el azul del verde por ejemplo. La diferenciación se hizo culturalmente mucho más tarde.
Esto Alicia te puede dar una idea de la suerte que tienen los sinéstetas, de esatr menos condicionados para interpretar la realidad. Aunque a todos como especie nos condiciona la economía de la naturaleza: nuestro aparato perceptual está diseñado sólo para percibir las frecuencias que nos son útiles para nuestra supervivencia.
En nuestro mundo existen infinitos colores, sonidos, olores, texturas o sabores. Pero no podemos percibir estas vibraciones electromagnéticas de las partículas que nos rodean en su totalidad, porque sólo podemos captar todo aquello que se relacione con nuestra vida humana. La naturaleza cuando diseña, es fundamentalmente económica.
¿Por qué  el humano no puede escuchar todo aquello que vibre más allá de los 20.000 ciclos por segundo? Bueno pues porque los animales que nos sirven de presa o los que podrían “comernos o atacarnos”, vocalizan dentro del rango de frecuencias de 20 a 20.000 ciclos por segundo.
Nuestros sentidos podrían ampliarse evolutivamente a medida que vayamos necesitándolo por ejemplo por cambios meiodambientales drásticos.
Los elefantes por ejemplo, no solemos comerlos y es muy difícil que vayan a atacarnos, por ello, no podemos escuchar los sonidos que ellos emiten (que llegan a kilómetros de distancia) porque lo hacen en un rango de frecuencias por debajo de los 20 hertzios (infrasonidos). Sin embargo sí escuchamos de los elefantes aquellos sonidos que emiten cuando están cabreados, porque podrían alertarnos del peligro que representa su cabreo para nosotros.
Alicia, sé que este post te sorprenderá, como a muchos lectores, sobre todo porque parece imposible entender que el mundo que nos rodea NO ES como lo vemos, como lo percibimos, sino que vemos lo que somos. Vemos de acuerdo a cómo está configurado nuestro aparato perceptual. ¡Y cada uno de nosotros  tiene uno único, e irrepetible!
Pero la ciencia ya sabe hace tiempo que la ciencia sabe que en el Universo sólo hay energía y que todo lo que percibimos es una representación virtual que hace nuestro cerebro.
Para entenderlo mejor, nuestros cerebro actúa como un aparato de televisión. Lo que recibe la antena son sólo vibraciones de ondas electromagnéticas que viajan en el aire…sin embargo el aparato de TV tranforma esas ondas en las imágenes y colores que vemos en la pantalla.
Así hacen nuestros sentidos con la realidad. Reciben sólo ondas electromagnéticas  y las codifica y decodifica transformándolas en imágenes, sonidos, colores, sabores, texturas…etc.
Y a eso debes agregarle que cada persona tiene un aparato perceptual único, y programado según su educación y genética, por lo que algunas personas verán el vaso medio lleno y otras el vaso medio vacío, y también fluctuará esa visión según su estado orgánico general.
La percepción humana es la capacidad más deseada por los poderosos para poder manipularnos. Por ello, es importante conocer cómo funciona para tomar conciencia de que el aparato perceptual es condicionado desde nuestro nacimiento a través de la educación. Si nos educan en el polo norte con los esquimales, podríamos ver 64 colores más, dentro del espectro del blanco. Del mismo modo, muchas personas son capaces de captar rangos de frecuencias que van más allá del espectro de convención humana, y generalmente son tratados como locos que ven fantasmas…o locos que escuchan psicofonías…
Alla afuera, Alicia,  no hay nada de lo que ves, hay sólo energía. Es tu modo único y particular de ver la realidad el que la hace ser como tú la ves. Y eso es maravilloso. Eso es BIODIVERSIDAD.
Enlaces de interés:


V de Vaciar. El Abecedario de la Felicidad - Publicación en El Blog Alternativo



“No compres nunca lo que te sea inútil bajo el pretexto de que es barato”
Thomas Jefferson
“Oír o leer sin reflexionar es una ocupación inútil”
Confucio
Vivimos en una sociedad bien repleta de consumo, publicidad, marketing, información, ofertas y estímulos de todo tipo. Esto es algo que nadie puede negar. ¡Qué fácil es llenar nuestra vida de objetos que raramente utilizamos, de servicios que pronto abandonamos, de cantidad de información que se agolpa en nuestra mente! Lo último es algo así cómo vivir en un lugar donde no caben ideas nuevas, donde actuamos de una determinada manera y que habitualmente no es la más adecuado y ventajoso para nosotros.
Es muy importante vaciar nuestra vida, tanto a nivel físico como mental, para poder movernos y dar cabida a algo nuevo y mejor.

Vaciar la casa


Disponer de un trastero es un espacio extra de espacio que puede ir muy bien siempre y cuando lo mantengamos a raya. En mi vida he realizado dos mudanzas y en los dos pisos tenía un pequeño trastero. Los días previos al traslado se convirtieron en un trasiego de viajes al contenedor de basura. Aunque algunos objetos los llevé a la nueva casa, aunque otras cosas las regalé… la mayoría eran objetos inservibles que había acumulado por si en alguna ocasión los utilizaba. Algo que nunca ocurrió. En general tenemos una propensión a acumular objetos, nos parece mala idea deprendernos de ellos. A lo mejor es que esto nos crea sensación de seguridad.
Otro tanto podemos decir de la cantidad de servicios a los que nos apuntamos y que nos resistimos a abandonar aunque ya no los usemos: gimnasio, suscripción a revistas, seguros no ajustados a nuestras necesidades, socio de club de futbol, móviles con tarifas no adecuadas a nuestro consumo y un largo etcétera.
Unos hábitos de consumo más racionales son más ecológicos y más económicos. Cuidaremos más el medio ambiente, nuestra economía estará más saneada y por lo tanto la felicidad será algo más sencillo de alcanzar. Antes de comprar algo o contartar un servicio piensa si es realmente necesario para ti. Y en caso afirmativo averigua si puedes disfrutar de ello sin necesidad de adquirirlo, practicando el consumo colaborativo.

Vaciar el trabajo

En el trabajo podemos aplicar lo mismo que en casa y también algunas cosas más.
Es muy fácil, y habitual, estar en el trabajo atrapado en un círculo en el que realizamos las tareas de una determinada forma sin darnos cuenta que continuamente las circunstancias cambian, y que seguramente ya no somos ni eficaces ni eficientes. El trabajo puede resulta un lugar de sufrimiento, donde se corre y se corre para no llegar a ningún lugar. Deberíamos reservar tiempos para parar y revisar. Se trata de trabajar obteniendo resultados y no solo de trabajar “a secas”. Estos son algunos asuntos sobre los que reflexionar:
  • ¿Todas las tareas reportan algún tipo de beneficio a corto, medio o largo plazo? Combinarlas, no sería apropiado que todo lo que hagamos esté enfocado, por ejemplo, solo cómo una inversión a largo plazo. Y por supuesto eliminar aquello que ya no suponga resultados.
  • Analizar la relación con clientes y proveedores. Un cliente demasiado exigente con los precios, que demande una calidad que no le podemos proporcionar o que no cumpla con los pagos resulta ser un cliente problemático. En muchas ocasiones será mejor dejar de trabajar con él y concentrarse en otro tipo de clientela. Lo mismo puede aplicarse con un proveedor que no cumpla con los plazos establecidos o que nos proporcione productos de mediocre calidad.
  • ¿Se pueden optimizar los procesos tanto de producción cómo administrativos o comerciales?
  • ¿Suponen el local o las oficinas un gasto (de compra o alquiler) asumible y adecuado? ¿Quizás podemos realizar nuestra labor en un local más económico?

Vaciar la mente

Vivimos en la era de la información y en la época de la crisis. Total, que sin darnos cuenta estamos llenando nuestras mentes de pensamientos, y generalmente negativos. Vacía tu mente, prohíbe el paso a lo negativo y que entre lo positivo:
  • No estés “enganchado” al telediario porque puedes llegar a la conclusión errónea de que el mundo se acaba pasado mañana. Utiliza otros medios de información más positivos y constructivos cómo Noticias Positivas oEl Blog Alternativo.
  • Desconecta de vez en cuando para tenerlo todo más claro. Busca tu técnica: meditarpasear tranquilamente en soledad, hacer deporte,…
  • Lee libros y revistas motivadores, asiste a cursos y a conferencias, fíjate en las personas felices.

Más V

  • Valentía: la satisfacción de haberlo intentado.
  • Valorar lo que hacen los demás y también lo que haces tú mismo.
  • Ver y observar la manera de actuar de las personas felices.
Estas son las letras del Abecedario de la Felicidad
Todos Los lunes Felices
101 pasos hacia la felicidadArtículo escrito por Angel González, autor del eBook “101 pasos hacia la felicidad” y la serie los lunes Felices en El Blog Alternativo.
PATROCINADOR: Olokuti, tienda online para tu mundo sostenible
ARTÍCULOS RELACIONADOS